la asociación de todas y de todos los ex presos políticos de Uruguay

Joaquín Requena 1533 esquina Brandzen. Telefax: 2408 44 65. Montevideo. Uruguay. Dirección electrónica: crysol2003@yahoo.com.ar



Horario de atención en nuestra sede social: de lunes a viernes de 14.45 en adelante. Cuota social: $ 120.-




jueves, 5 de agosto de 2010

Causa Orletti: declaró Macarena Gelman

PLAN CÓNDOR. EN LAS PRÓXIMAS SEMANAS COMPARECERÁN DECENAS DE SOBREVIVIENTES URUGUAYOS

La República. Jueves 5 de agosto de 2010.

La Justicia argentina continuó ayer la indagatoria por los crímenes perpetrados en el emblemático centro clandestino de detención "Automotores Orletti", con la comparecencia de Macarena Gelman. En próximas instancias declararán ante los tribunales argentinos una decena de testigos uruguayos.

Macarena Gelman, nieta del poeta argentino Juan Gelman, compareció ayer ante la Justicia argentina, en el marco de la indagatoria judicial por los crímenes perpetrados en el centro clandestino de detención "Automotores Orletti" (OT 18), entre el 11 de mayo y el 3 de noviembre de 1976.

La joven reconstruyó ante los ministros del Tribunal Oral Federal Nº 1 (TOF 1) su historia, en base a la información obtenida por varios testigos calificados y "la información de público conocimiento" sobre los hechos acaecidos durante la coordinación represiva del Cono Sur, en el marco del "Plan Cóndor".

En diálogo con LA REPUBLICA Macarena prefirió no comentar los pormenores de su comparecencia, por cuanto no sabía como su testimonio podía "afectar" la indagatoria. Sin embargo, según informó AFP, en base a fuentes judiciales, Macarena aseguró que los militares uruguayos actuaban asiduamente en "Orletti", al mismo tiempo que reiteró la existencia de un traslado clandestino en octubre de 1976. Asimismo, narró que su madre habría sido vista con vida por última vez en la sede del Servicio de Información y Defensa (SID), según el relato del soldado Julio Cesár Barboza, hoy testigo en varias causas por violaciones a los derechos humanos durante la última Dictadura.

Macarena nació en cautiverio sobre fines de 1976 y fue entregada a un ex policía sobre principios de 1977; la joven fue recuperada en el año 2000 tras una incesante búsqueda. La joven no fue la única integrante de la familia Gelman en declarar ayer ante el TOF 1, puesto que también prestó testimonio su abuela, Berta Shubaroff de Gelman.

LA CAUSA ORLETTI

El juicio oral por las violaciones a los derechos humanos perpetradas en OT 18, comenzó el pasado 3 de junio con la lectura de la acusación del fiscal Federico Delgado, quien catalogó al centro clandestino de detención como un "enclave del terror (...) donde reinaba la cultura de la crueldad, la corrupción degradante de poder sin límites". Los argumentos utilizados por la Fiscalía fueron similares a los utilizados por el juez Federal Daniel Rafecas al elevar la causa a juicio oral, tras disponer el procesamiento de los represores Néstor Guillamondegui, Rubén Visuara, Honorio Martínez Ruiz, Raúl Guglielminetti, Eduardo Cabanillas y Eduardo Ruffo (sindicado como presunto autor de la sustracción del niño recuperado Simón Riquelo, de sólo 20 días de vida, de los brazos de su madre Sara Méndez), por 65 delitos de privación ilegal de la libertad e imposición de tormentos y 6 delitos de homicidio, entre ellos, el de Marcelo Gelman. Incluso, Rafecas comparó "Orletti" con los "campos de concentración del nazismo".

"Automotores Orletti" estuvo bajo la órbita del fallecido ex jefe de la Triple A, Aníbal Gordon, y dependía funcionalmente de la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE), siendo uno de los centros de operaciones de los servicios represivos uruguayos para la persecusión de los exiliados políticos en la República Argentina, en el marco del "Plan Cóndor". Por las entrañas de OT 18 desfilaron unos 200 presos políticos de diversas nacionalidades, entre ellos, la veintena de militantes del PVP trasladados en forma clandestina hacia Uruguay entre el 24 de julio y el 5 de octubre de 1976, entre otros uruguayos. Maria Claudia García sería una de las "pasajeras" del "Segundo Vuelo".

En este sentido, en los próximas semanas comparecerán ante el TOF 1 decenas de sobrevivientes uruguayos detenidos y torturados en "Orletti", familiares de detenidos desaparecidos y connotados investigadores sobre la coordinación represiva de las Dictaduras del Cono Sur.

Por ejemplo, el TOF 1 interrogará próximamente a la niña recuperada Victoria Julien, víctima junto a su hermano Anatole de uno de los crímenes más emblemáticos de la Dictadura uruguaya. Los niños fueron secuestrados junto a su madre (hoy desaparecida) en Argentina y trasladados en forma clandestina hacia Uruguay donde fueron alojados en la sede del Servicio de Información y Defensa (SID), para ser posteriormentes trasladados a Chile, donde fueron abandonados en una plaza de Valparaíso. Victoria Julien declarará, en fecha a confirmar, por videoconferencia
Asimismo, desde el próximo miércoles 1º de setiembre comparecerán ante el TOF 1 una decena de sobrevivientes y familiares de detenidos desaparecidos, entre ellos: Sara Méndez, Elizabeth Pérez Lutz, Ana Inés Cuadros, Nelson Eduardo Dean, Sergio López Burgos, Sandro Soba, Alberto Mechoso y Brenda Falero. En tanto, sobre mediados del próximo mes prestarán testimonio el senador Rafael Michelini y su hermana Maria Margarita Michelini (hijos del extinto senador Zelmar Michelini), y el soldado Julio Cesár Barboza. En octubre, la Sala tiene previsto interrogar al historiador Alvaro Rico, al reconocido investigador chileno Carlos Osorio (integrante de la National Security Archive -NSA- de EEUU) y a los periodistas Roger Rodríguez, Fabián Kovacic y John Dinges.

"UNA SENSACIÓN MUY REPARADORA"

Macarena Gelman consideró ayer como "muy reparadora" la posibilidad de declarar ante la Justicia argentina, por cuanto brinda la posibilidad "de decir lo que sabes y denunciar lo que pasó con tu familia". En este sentido, la joven afirmó que no la sorprendieron las preguntas. "Era más o menos lo que me imaginaba que me iban a preguntar e intenté decir todo lo que sabía. Fue una sensación muy reparadora", expresó la joven en diálogo con LA REPUBLICA.

Asimismo, Macarena afirmó que no la perturbó la presencia en la sala de los imputados por el crímen de su padre ni tener que declarar frente a ellos. "A lo que se les imputa el crimen de mi papá estaban presentes, pero me parecía correcto que estén allí porque son los imputados y tienen que escuchar de que se les acusa", expresó.

"Mis declaraciones en muchos puntos coincidían con las de muchos otros, y que estén allí (los imputados) me parece que es una forma de rendir cuentas. A mi no me conflictuo el hecho que estuvieran presentes, sino que todo lo contrario". "Puede haber gente que la condicione, pero no fue mi caso; hay que entender que cada situación es muy particular y muy personal", dijo la joven.